viernes, 17 de mayo de 2013

No sabíamos que había niños así...

Dicen que cada niño es diferente, que no hay dos iguales ni tan siquiera dentro de la misma familia, hijos del mismo padre y de la misma madre. Nosotros damos fe de ello.

Nuestras hijas no se parecen en nada, son la noche y el día. Ya en el mismo paritorio fueron distintas, la intensidad de sus llantos era diferente.

Hay quien afirma que entre el primero y el segundo hijo se marcan diferencias y que los primeros suelen ser más demandantes y los segundos menos. Pero imagino que, como en todo lo relacionado con la crianza, no hay reglas que valgan y siempre habrá excepciones.

Niños más demandantes

Nuestra hija mayor siempre ha sido una niña muy demandante, a la que no podías dejar sola en ningún sitio ni tan sólo un segundo.

  • Tenía y tiene un llanto muy, pero que muy intenso. 
  • Es una niña que desde el mismo instante que llegó a este mundo abrió los ojos para estar alerta de todo y apenas los ha vuelto a cerrar...Le cuesta mucho cerrarlos y muy poco abrirlos.
  • Siempre le ha costado dormir y es una niña muy inquieta, con mucho nervio. 
  • No le gusta nada viajar en coche, en sillita de paseo, dormir sola en la cuna...Y si consigues que se duerma en ella de día, no pasa de media hora seguida...
  • No sabe lo que es dormirse sola, ni siquiera en el coche o en la silla de paseo, como hacen otros niños y llora por todo, a todas horas y sobre todo, por la calle si la llevas en silla o no la coges en brazos cuando se cansa de andar...
  • Ir al médico, por ejemplo, es una locura porque empieza a llorar antes de entrar al centro de salud porque sabe a donde va (y eso que apenas se ha puesto mala).
Desde que nos convertimos en padres, pensábamos que todos los bebés eran así (aunque veíamos otros niños por la calle que eran diferentes) hasta el día que nació su hermana...


Niños más tranquilos e independientes.

En cambio, nuestra segunda hija es totalmente diferente. Nada que ver.

  • Desde que nació, apenas llora. Sólo cuando tiene hambre o le pasa algo.
  • Muchas veces se duerme solita en el capazo, en el  coche y hasta le hemos cambiado algún pañal sin que se despierte...
  • Es muy tranquila y cuando está despierta, está muy atenta a todo, pero sin llorar, parece muy observadora con lo pequeña que es.
  • A veces parece que no hay niña porque puede pasarse varias horas durmiendo o tranquilita en su capazo. 
  • Como desde que ha nacido le han tenido que hacer muchas pruebas, incluidos análisis de sangre, casi no ha llorado cuando se lo hacían.

Para nosotros ha sido todo un descubrimiento, no sabíamos que había niños así. De hecho, antes de que naciera, cuando alguien nos decía que su hijo se dormía solito al salir a pasear o en el coche, no podíamos creerlo porque a nosotros no nos había pasado ni una sola vez con la primera.

Los niños que son como nuestra segunda hija, que haberlos haylos, no son ni mejores ni peores, sólo son distintos. Pero hay que reconocer que le hacen a uno (sobre todo a sus padres) la vida un poquito más fácil. Y más cuando hay otros hermanitos a los que atender como es nuestro caso.

Está claro que desde que nacemos, incluso antes, todos somos diferentes y es maravilloso comprobarlo en tus propios hijos. Cada uno somos únicos, nuestras personalidades son distintas desde nuestra más tierna infancia. ¿No te parece?

¿Sabías que había niños así? ¿Cómo son tus hijos?


Si te ha gustado esta información, puedes compartirla pinchando en los botones que tienes más abajo.

12 comentarios:

  1. Jejeje! Me alegro por vosotros! Lo de que un hermano suela ser más tranquilo debe ser una Ley no escrita de la Naturaleza, para la supervivencia de la especie!
    Un abrazo fuerte a los cuatro,
    Asun

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto, si todos los hijos fueran tan intensos como nuestra primera hija la supervivencia seria mas complicada.
      Un abrazo pars ti tambien,
      Raquel

      Eliminar
  2. A nosotros nos pasó lo mismo, primera hija suuuuuper demandante un calco a lo que cuentas de la vuestra, viene el segundo hijo , pensamos esto va a ser un caos, como vamos a hacerlo, pues todo lo contrario, solo hacía comer y dormir mucho ..... jajaja, mi marido y yo decíamos Dios aprieta pero no ahoga, sabio refrán :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmemte de acuerdo Ascen, yo tambien digo mucho lo de que Dios aprieta, pero no ahoga...je, je..
      Un abrazo

      Eliminar
  3. Mis hijos, a pesar de ser los dos muy tranquilitos y nada llorones, son el día y la noche, cada uno a su manera, una más cuidadosa que el otro, uno mas expresivo, otra más cariñosa...... Es cierto, cada niño es un mundo, aún siendo del mismo padre y madre... como los mios. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como bien dices, cada niño es un mundo.
      Un abrazo y gracias por comentar.

      Eliminar
  4. Disfruta de esta nueva experiencia!!!

    ResponderEliminar
  5. Pues es cierto, cada hijo es diferente, aunque yo no tengo experiencia propia pues solo tengo una hija. Me alegro por vosotros, pues aunque todos son maravillosos es de agradecer que den un respiro a los papás.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues es cierto Maria, teniendo otra hija no te imaginas hasta que pumto se agradece que la segunda te de un respiro. Puedes hasta ducharte y hacer la comida si alguien cuida de la mayor...porque la pequeña se pasa el tiempo durmiendo...

      Eliminar
  6. Como sólo tengo un hijo no puedo hablar desde el punto de vista de madre, pero sí que me fijo por ejemplo en mis hermanos y las verdad es que somos diferentes en muchos aspectos de nuestra forma de ser.
    Siempre existe el debate de si el comportamiento tiene alguna base innata o se aprende. Supongo que será un poco de cada.
    Lo bueno en vuestro caso es que habéis sabido verlo y adaptaros a lo que demanda cada una de vuestras hijas.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cada niño es diferente y tiene unas necesidades diferentes y como padres tenemos que satisfacerlas y para ello hay que ponerse en el lugar del niño y no en el nuestro...
      Un abrazo

      Eliminar

Escribe eso que estás pensando ¡déjame tu comentario!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...